Buscar este blog

viernes, 1 de septiembre de 2017

Viviendo con el enemigo

Soy mi propio enemigo. Batallo con sentimientos de tristeza, desprecio o poco valor hacia mi. Antes me daba pena reconocer que soy depresiva, tengo baja autoestima, inseguridad, no creo en mi, etc. Hoy lo digo sin culpa o remordimiento pero eso me hace daño. Siento que me masacro. Tengo un perverso gusto con la autodestrucción, masoquismo o sufrimiento judeocristiano.

¡Qué batalla! Debo cambiar eso. Volveré a teatro. Hoy una linda conversación con los de inglés me distrajo del cansancio y agotamiento físico y emocional.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario