Buscar este blog

miércoles, 1 de abril de 2015

Caminar

Hoy ha sido bonito. El trabajo fue casi hasta las dos de la tarde. Luego llegué con energía a la casa. Almorcé. Y me fui a ver una película francesa "La bahía de Los Angeles" a la Cinemateca Distrital.

Salimos a tomar aromática en la pastelería Florida. Me encanta allí porque la sirven con vasijas pequeñas, para que a gusto se convine las frutas y hierbas deseadas. De etiqueta no sé nada, sino que me gusta ese juego ridículo en el cual soy torpe cogiendo las pequeñas vasijas, la cuchara, el pocillo, y el jarro con el agua caliente. Después comprobé que no solo a mi me llama la atención la cantidad de losa utilizada para una aromática sino que varias personas de las mesas vecinas preguntaban a los meseros que estábamos consumiendo.

A la salida una canción de los rolling stones, deleitar música en vivo de una banda con aspiraciones de viajar por el mundo. Además un coro de niños cantando la canción de la alegría en la entrada del Jorge Eliécer Gaitán. Pero esto fue antes de la aromática.

Por último no me creo que se haya muerto Carlos Gaviria.

Ahora si lo último. Regresar a casa caminando.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario